Versión: c4.0.4

¿Cómo administrar medicamentos líquidos? 

En este post te damos recomendaciones de lo que debes de saber para una dosificación segura en pediatría.

1-Uno de los factores más importantes que puede desarrollar un error de medicación en pediatría es el hecho de dosificar medicamentos líquidos en niños o bebés.

2-La dosificación en esta población es muy compleja ya que está sujeta a cálculos constantes: por peso, por superficie corporal, por edad, situación clínica, etc.

3-Si el pediatra le prescribe un medicamento líquido y no entiende la posología pregunte, pídale explicación en el cálculo para poder administrarle correctamente a su niño o bebé.

4-Si ese medicamento líquido es una suspensión no olvidar que debe de agitar antes de usar para uniformizar la dosis.

5-¿Y cuántos mililitros o cucharadas le doy? ¿Cuál cuchara utilizo? ¿Una sopera o una cucharadita de té, café o postre? La dosificación en cucharadas o cucharaditas es obsoleta, no todas las cucharas son del mismo tamaño. Una cucharadita normal podría ser tan pequeña como media cucharadita (2.5 ml) o tan grande como 2 cucharaditas (10 ml). Por lo tanto NO utilice cucharas para administrar medicamentos, es una medida inexacta y puede llevar a sobredosificaciones o por el contrario a administrar dosis insuficientes de fármaco.

6-Entonces ¿qué debo utilizar? Para administrar jarabes, soluciones o suspensiones se debe utilizar el mililitro como unidad de medida estándar, y para ello se recomienda la utilización del dispositivo de medición (jeringa, vasito dosificador, cucharas graduadas) que se incluyen en las cajas de los medicamentos. Las ventajas es que son precisas y son fáciles de usar. Además se evita que el medicamento se derrame previo a la administración.

7-Si tienes dudas de cómo administrar los medicamentos no dude en consultar a su médico y/o farmacéutico de confianza.

Fuente: medlineplus.gov/stoperrordemedicación.org