Versión: c4.0.4

Protégete de las bacterias con alcohol 70 %

¿Por qué debemos usar alcohol 70 % como desinfectante y/o antiséptico?

El alcohol 70% es un antiséptico que elimina gran cantidad de bacterias al ser aplicado sobre la piel, superficies u objetos inertes.

El alcohol en general es un buen bactericida, pero la eficacia es variable frente a hongos y virus y nula frente a esporas. El alcohol al 70 % puede matar al 90 % de las bacterias de la piel si se mantiene húmeda durante dos minutos.

El alcohol al 70 % es más eficaz que el alcohol al 95 %. Es cierto que los dos sirven para desinfectar y ambos lo hacen mediante el mismo mecanismo (deshidratando a los agentes patógenos y desnaturalizando sus proteínas).

Si las estructuras externas (membranas) de los microorganismos entran en contacto con alcohol puro, se deshidratan y en ocasiones forman una capa dura que impide el ingreso del alcohol y protege al microorganismo impidiendo que sea tan efectivo como se espera. En cambio, el alcohol diluído al 70% no tiene la capacidad de deshidratar esas capas externas lo que permite que ingrese mejor en el interior de las bacterias y resulta efectivo para destruirlas.

Es útil en la desinfección de la piel previo a inyecciones o pequeñas intervenciones. No debe usarse en heridas abiertas por ser irritante y por la posibilidad que forme un coagulo que proteja a las bacterias supervivientes.

La nula acción esporicida lo hace inapropiado para la desinfección de instrumental quirúrjico.

No aplicar sobre la piel del bebé.

No ingerir. Mantener fuera del alcance de los niños. Producto inflamable. Mantener en recipientes bien cerrados y sin exposición al sol o calor.